Descripcion

Vecina traicionada por el marido viene a mí en busca de pico y venganza

En realidad lo que le ofrecí fue una taza de mate y un relajante porque se había enterado de la infidelidad de su marido, yo como buen macho me solidaricé y la escuché, pero ella me reveló sus reales intenciones al venir a mí que eran el tener sexo anal y sucio para vengarse de ese aweonao y aunque al principio tuve reparos ella no dudó en mostrarme las tetas y el culo para que se me ponga dura la pichula, fue una culiada vengativa muy deliciosa, sus cachetes son blanditos y apropiados para el sexo anal, ella lo gozó con furia y me pregunto quién sería tan weon de dejar una mina así? bueno mejor para mí.