Descripcion

Una buena culiada nocturna con mi mujer en nuestra primera semana de casados

A mi mujercita le está fascinando la vida de casada, llevamos una semana ya oficialmente como marido y mujer ante la ley y ante diosito y por tanto ya podemos tener cachas sin caer en el pecado, siento como si tuviéramos el visto bueno divino para culiar de lo lindo y por eso en cualquier momento del día cuando tengo ganas y ella también obviamente le agarro el culo, le abro los cachetes y empiezo a rozar la punta del pico en su ano, eso la vuelve loca, ella muchas veces por la noche me pide que le meta el pico para dormir feliz y como buen esposo que soy la dejó con el ano bien lleno de crema, ojala sigamos así por muchos años pues casi todos mis amigos ya se han separado o divorciado y esa no es muy buena señal!