Descripcion

Mi vecina tetona grita de placer sobre mi pico

Tengo una vecina ya madurita pero que tiene un culo y unas tetas deliciosas, no me llevo bien con su marido pero con ella todo es muy bacán, por eso cuando su macho se va a veces la visito en su casa y la mina me recibe con las piernas abiertas, este encuentro lo grabé porque la muy puta no paraba de gritar, decía “uy que rico!” a cada momento mientras saltaba sobre mi pico, lo más rico es que me enseñaba todas las tetas rebotando en la cara, parece que su marido no la tiene muy contenta pero ahí estoy yo para hacerme cargo de su buena culiada.