Descripcion

Me culié a madrina de boda de mi hermana, la perra se excitó en la ceremonia

Era una noche especial pero pensé que sería más especial para mi hermana que ya se casaba, pero no pude quitarle la mirada a una de sus madrinas de boda, era de una de sus amigas que yo recién conocí esa noche, la mina y yo nos llevamos tan bien que durante la ceremonia ya podía olfatear su choro emanando fluidos vaginales para que le meta el pico, cuando fuimos a la recepción nos sentamos en la misma mesa pero ya no pudimos más, fuimos a una habitación y a culiar a la culona! me sentí bendecido aquella noche, qué bonito poto blanco tiene la perra!