Descripcion

Culiada con frenesí por mi amigo a causa de una deuda monetaria pendiente de pago

Lo admito esto me pasa por morosa, aunque creo que después de todo igual hubiera caído rendida ante el sexo que siempre me ofrece mi amigo pero en esta ocasión me pasó por no haberle pagado una deuda, no diré cuántas lucas le debía pero no me alcanzó para pagarle, él me dijo “se puede arreglar” y procedió a tomarme la mano, me miró de forma muy romántica y en ese momento se me mojó el choro y pensé que me besaría o algo así pero me bajó el pantalón y me metió la mano entera en el culo, no pude más y me volteé para que me la metiera de una puta vez, qué fuerte me la metió, quise pararlo por un momento pero este hombre era una máquina! me dejó la vagina viscosa de tanta leche! uy qué delicia…